Seguridad alimentaria para las comunidades de Tecoluca, El Salvador

By 26 abril, 2016 Español

En el año 2014 la Diócesis de Zacatecoluca presentó a la Fundación Populorum Progressio dos proyectos para beneficiar a las comunidades de las Pampas, la Ceiba, Madre Tierra y Santa Mónica ubicadas en el municipio de Tecoluca en El Salvador.

Gracias a la ayuda del Santo Padre, la Fundación aprobó las iniciativas con más de US$ 17.000 dólares, dinero que fue invertido en la construcción de peceras artesanales para la producción de peces tilapias y el equipamiento de silos para el almacenamiento de granos básicos, con el fin de mejorar la seguridad alimentaria de las familias.

El proyecto 0202 El Salvador, peceras artesanales en construcción.El proyecto se desarrolló en forma conjunta con el personal técnico de la Fundación Cáritas de Zacatecoluca, los promotores de ‘campesino a campesino’ formados por la Pastoral de la Tierra, los agricultores beneficiarios del proceso de ‘Agricultura Sostenible’ y el ingeniero Carlos Manuel Alvarado López, Director Diocesano, responsable del proyecto, quienes culminaron el trabajo en 12 meses, beneficiando a 157 familias de escasos recursos.

Estas comunidades son en su mayoría familias rurales las cuales no poseen un trabajo estable y viven bajo una agricultura de subsistencia. Además, el nivel de escolaridad es bajo, el acceso a la atención en salud es escaso y muchas de estas personas no cuentan con los servicios básicos para vivir. “Quiero manifestar que se están enviando dos proyectos para desarrollarse en las mismas comunidades del Municipio de Tecoluca, debido a que es una zona de mucha pobreza y, con la intervención del proceso de ‘Agricultura Sostenible’, se ha podido determinar que las personas no han tenido mucho apoyo en este tipo de proyectos”, afirmó Monseñor Elías Samuel Bolaños Avelar, SDB, Obispo de la Diócesis de Zacatecoluca.

La unidad agrícola de Cáritas inició el programa de ‘Agricultura Sostenible’ en el año 1996, dirigido a los pequeños productores quienes dependían exclusivamente de los productos químicos para hacer producir sus cultivos. En vista de ello, iniciaron un proceso de concientización para que la familia rural recuperara y protegiera los recursos naturales que tiene en su comunidad, pasando de una visión de explotación y destructiva a una visión de aprovechamiento y protección de los recursos. Esto, a su vez, sería un beneficio para la salud al implementar cultivos y productos sanos y aportando una mejor nutrición en las personas. El programa se complementa a partir del año 2000 con la creación de la Pastoral de la Tierra, logrando una mayor concientización desde un punto espiritual a la luz del Evangelio.

“Durante la ejecución del proceso de ‘Agricultura Sostenible’, se contemplan las giras de intercambio de experiencias con otras comunidades que la Pastoral atiende. En una visita realizada a los municipios de San Miguel Tepezones y San Juan Tepezones, se pudo observar la producción de tilapias en pequeños estanques artesanales en los patios de las casas y el almacenamiento de granos en los silos -comentó el Ingeniero Carlos Manuel Alvarado-, como resultado de esta gira, las personas de las Pampas, la Ceiba, Madre Tierra y Santa Mónica mostraron interés por realizar proyectos similares con el fin de contribuir a producir alimento de calidad para sus familias”.

El proyecto 0203 El Salvador, construcción de silos en proceso de elaboración.

El proyecto 0203 El Salvador, construcción de silos en proceso de elaboración.

Con estos programas y el apoyo de diversas instituciones internacionales, se han logrado avances en las comunidades, mejorando sus condiciones de salud y nutrición con la producción de peces y eliminando las pérdidas económicas que se tenían por el manejo inadecuado de las cosechas, las cuales a su vez se veían afectadas por el daño de gorgojos, roedores y hongos.

En el desarrollo de las propuestas se establecieron 4 etapas principales, las cuales se enfocaron en la concientización y organización, donde se impartieron charlas sobre la importancia del consumo de la tilapia en la dieta alimenticia de las familias, así como también sobre el manejo post cosecha y el adecuado almacenamiento de granos para conservar la pureza de la los mismos, la compra de materiales, elaboración de calendario de trabajo y, finalmente, el desarrollo del proyecto.

Con la finalización del proyecto 0202 SAL/14, se construyeron un total de 58 peceras artesanales de forma exitosa, fortaleciendo la seguridad alimentaria de estas familias beneficiarias, quienes han iniciado la producción de tilapias con el apoyo de las capacitaciones, generando ingresos económicos que les ayudan a suplir otras necesidades en el hogar. De igual forma el proyecto 0203 SAL/14 garantizó el manejo post cosecha de los granos básicos a 99 familias que trabajan en el proceso de ‘Agricultura Sostenible’, ejecutado por Cáritas. Ahora las familias cuentan con granos almacenados de mejor calidad y aptos para el consumo humano, gracias a la construcción de 99 silos que evitan las pérdidas en post cosecha.

Proyectos que no solo fomentan el desarrollo físico de las comunidades, sino que promueven la amistad y la solidaridad entre las familias, siendo conscientes de los beneficios que con lleva realizar una producción con espíritu solidario. “Al finalizar estos proyectos podemos decir que fueron exitosos, ya que el objetivo que nos planteamos era el de garantizar la seguridad alimentaria de las familias de estas 4 comunidades. Sin embargo, todo fue posible gracias al trabajo en equipo y unión de cada persona, junto con el apoyo de la Fundación Populorum Progressio, el acompañamiento técnico por parte del personal de la unidad de ‘Pastoral de la Tierra’ y otras instituciones”, concluyó el Ingeniero Carlos Manuel Alvarado.

Un trabajo hecho con amor para las comunidades de Tecoluca, El Salvador.

Leave a Reply