DESARROLLO ECONÓMICO PARA MUJERES EMPRENDEDORAS DE REPÚBLICA DOMINICANA

Altagracia y la Romana son dos provincias de República Dominicana cuya economía depende principalmente del comercio y el desarrollo turístico. Dos lugares de bellos paisajes y personas emprendedoras que día a día trabajan por el progreso de sus familias, de su pueblo, de su país. Es allí donde 30 mujeres madres cabeza de familia de bajos recursos, lograron mejorar sus condiciones de vida y la de sus familias, gracias a la financiación del proyecto 0168 RD/13.

La iniciativa consistía en otorgar préstamos solidarios que incentivaran en ellas un espíritu de ahorro, llevándolas a un compromiso de encaminarse hacia una sociedad con mayor nivel de dignidad y justicia social. Por esta razón, los recursos solicitados fueron entregados en préstamos bajo la modalidad de Fondo Rotatorio para cada una de las beneficiarias, quienes debieron devolver los dineros en los tiempos establecidos, con la finalidad de que, en el futuro, otras mujeres puedan acceder a más recursos, ya sea para ampliar la producción o para iniciarla. 

“Las beneficiarias son madres de familia de escasos recursos de las comunidades rurales de Villa Verde, Hato de Mana y Gina Jaraguá – comenta el Padre Eladio Marte, responsable del proyecto –, al ser trabajadoras que no reciben ingresos fijos y mucho menos altos, se les hace difícil disponer de una suma de dinero significativa para invertirla en cualquier proyecto propio y, debido a su condición económica, no tienen acceso a líneas de crédito otorgadas por entidades financieras”.

Las beneficiarias trabajan para que el proyecto sea sostenible y pueda seguir aportando a otras mujeres.Es de esta manera como el Padre Eladio Marte y la Hermana María Yokasta Jiménez, en representación de la Diócesis Nuestra Señora de la Altagracia y la Cáritas Diocesana, presentan a la Fundación Populorum Progressio en el año 2013 el proyecto del fondo rotario, generando una metodología participativa para involucrar a toda la comunidad y sus familias a través de charlas y talleres, los cuales les permitieron obtener una ayuda económica para el sostenimiento o inicio de su negocio, formando grandes empresarias del futuro.

Los informes de culminación del proyecto fueron enviados en el año 2015. En él, evidenciaban la realización de los talleres de economía solidaria, servicio al cliente, contabilidad básica, mercado y emprendimiento de negocios. “Todas las mujeres beneficiadas están muy contentas y animadas con la realización de este proyecto, ya que no solo les aporta un ingreso económico a sus hogares sino una nueva oportunidad de seguir creciendo como mujeres, independientes y seguras de sí mismas”, comenta la Hermana María Yokasta Jiménez, secretaria ejecutiva de la Cáritas Diocesana.

El dinero (US$15.000 dólares) en su totalidad, fue invertido en los emprendimientos para la venta de ropa interior, la crianza de cerdos, el abastecimiento de una cafetería y un salón de belleza, la elaboración de productos químicos y la realización de costuras y manualidades, con el fin de elevar el nivel de ingreso y desarrollo económico de la comunidad.

“Queremos darles las gracias por tomarnos en cuenta y permitir que participemos y podamos ser beneficiados con la ayuda de la Fundación Populorum Progressio, para así seguir apoyando a tantas personas que llegan hasta nosotros buscando una solución a sus problemas – afirma la hermana Evelin Yokaira Pache -, esperamos que podamos seguir trabajando con ustedes en la búsqueda de hacer que el Reino de Dios llegue a todos y todas, especialmente a los más pobres de nuestra tierra”.

Fundación Populorum Progressio

Fundación Populorum Progressio al servicio de indígenas, campesinos y afrodescendientes de Latinoamérica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *